Dieta y migraña: Claves para que la alimentación no sea tu dolor de cabeza

Las migrañas constituyen un tipo de dolor de cabeza de intensidad variable que puede acompañarse de otros síntomas y que suele ser más frecuente de lo que creemos en la población general. Lo que comemos puede determinar un episodio de migraña o bien, controlar su frecuencia. Por eso, te contamos las claves para que tu alimentación no sea la causa de tus dolores de cabeza.

Fracciona tu dieta cada día y evita los ayunos prolongados

Fraccionar la dieta adecuadamente resulta clave para prevenir episodios de migraña, ya que hay estudios que demuestran que la severidad y frecuencia de los episodios de migraña se incrementan ante ayunos prolongados como lo es el del Ramadán.

Realizar ingestas cada cuatro o cinco horas máximo, de manera de ofrecer energía con regularidad al cerebro, podría ser de ayuda para prevenir los tan temidos dolores de cabeza que ocasiona la migraña.

Evita los quesos curados y prefiere los quesos frescos o tiernos

Los quesos con mayor tiempo de maduración o curación, son precisamente los que menos agua concentran y los que mayores proporciones de aminas biógenas poseen como es el caso de las tiraminas.

Estas sustancias se han relacionado con mayor incidencia de migrañadebido a que pueden influir en los vasos sanguíneos y tener similitudes al efecto de la dopamina en nuestro sistema nervioso central.

Por eso, recomendamos evitar o reducir la ingesta de quesos curados y semicurados y en su reemplazo, escoger quesos frescos y tiernos con menor concentración de aminas biógenas.

Disminuye el consumo de chocolate

El chocolates es otra fuente de aminas biógenas que puede ser desencadenante de migrañas. No obstante, hay revisiones que señalan que un bajo porcentaje de personas tienen dolores de cabezas generados por el consumo de chocolate, quizá debido a una mayor sensibilidad al mismo y a la tiramina que contiene.

Por lo tanto, recomendamos disminuir su ingesta y escoger chocolates con alto grado de pureza o elevado porcentaje de cacao y sin azúcar, de manera de obtener un alimento sano cada vez que se ingiera.

Elige alimentos frescos y reduce los procesados y ultraprocesados en tus platos

Los ultraprocesados y procesados pueden tener aditivos como el glutamato monosódico que se ha asociado a mayores episodios de migraña o bien, otros como nitritos o nitratos.

Por el contrario, los alimentos frescos pueden ofrecernos nutrientes de calidad y antioxidantes diversos que podrían contribuir al tratamiento  de migrañas y a controlar su frecuencia y síntomas, ya que el estrés oxidativo podría tener un rol protagónico en el desarrollo de los dolores de cabeza.

Por todo esto, recomendamos evitar los procesados de mala calidad y ultraprocesados en la dieta habitual, como es el caso de fiambres y embutidos, preparaciones listas para consumir, caldos y sopas comerciales o salsas y aderezos industriales  industriales.

Reduce el consumo de alcohol siempre que sea posible

Las bebidas alcohólicas puede influir en el funcionamiento del sistema nervioso central y un consumo elevado (cinco o más porciones) se asoció con mayor incidencia de migrañas al día siguiente.

Además, el alcohol no es beneficioso ni seguro  aun en mínimas dosis, y en el caso del vino tinto aporta aminas biógenas que pueden también incrementar las probabilidades de sufrir dolor de cabeza. Por todo esto, recomendamos reducir el consumo de alcohol o evitarlo , siempre que sea posible.

Si bebes café, hazlo con moderación

El café es una de las bebidas con cafeína más consumidas a nivel mundial. Su consumo se ha relacionado con migraña en un porcentaje muy reducido de personas, pero la ingesta excesiva de cafeína (más de 200 mg) podría generar más episodios de dolores de cabeza así como la abstinencia a esta sustancia.

Por eso, si bebes café y sufres migrañas, lo recomendable es controlar la cantidad para no pasarte con la cafeína, pero suspender su consumo podría ocasionar más dolores de cabeza debido al síndrome de abstinencia que puede generar esta sustancia.

Escoge agua como bebida principal y cuida su ingesta a diario

El nivel de hidratación resulta muy influyente en el funcionamiento del organismo. Tal es así que en personas con migraña se han observado edemas o retención de líquido previo al dolor de cabeza.

Aunque puede deberse a la forma en que se desarrollan los episodios de migraña, laingesta adecuada de líquido puede prevenir retención de líquido  y favorecer una adecuada hidratación en el marco de una dieta de calidad.

Recomendamos que la bebida elegida de manera habitual sea el agua, ya que junto a alimentos nutritivos resulta de gran ayuda para lograr la hidratación  del organismo.

Estas son la claves que permiten que tu alimentación no sea la causa de tu dolor de cabeza sino por el contrario, colabore a controlar los episodios de migraña.

Con información de Vitonica

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *